Gobierno y UdeC: reconocimiento, adeudo y reclamo

Antes de hablar del enérgico pronunciamiento realizado ayer por el rector Christian Torres Ortiz con respecto al adeudo que tiene el gobierno del Estado con nuestra máxima casa de estudios, hagamos un poco de memoria, ahora que poco estamos acostumbrados a echar mano de ella. En el discurso pronunciado durante el cuarto informe del segundo periodo rectoral del ahora exrector José Eduardo Hernández Nava, quien estuvo acompañado ya del actual rector Christian Torres Ortiz, el gobernador Nacho Peralta ofreció un discurso breve pero que es muy sintomático del por qué creo que tendrá (o deberá tener) una respuesta pronta al reclamo universitario con respecto a este adeudo que asciende a más de 230 millones de pesos. El gobernador Nacho Peralta, además de hablar de la enorme importancia que revestía una institución educativa como la Universidad de Colima, a la cual le reconoció haber hecho un trabajo loable ante la pandemia que empezaba a azotar a nuestra entidad, se refirió también, agradecido, a la cooperación que ésta (nuestra máxima casa de estudios) le había brindado a su administración para enfrentar esta emergencia sanitaria. El gobernador Nacho Peralta se refirió particularmente al Laboratorio de Diagnóstico Molecular y a la elaboración del modelo matemático que ayudaría a su gobierno en la toma de decisiones sobre las medidas pertinentes a emprender para la prevención y cuidado durante la emergencia sanitaria. Dijo que sin el apoyo de los especialistas universitarios en ciencias exactas, economía y salud esto no habría sido posible y, por eso, dijo textualmente lo siguiente: “muchas gracias por tener un alto compromiso social”, gracias a lo cual ha derivado en el cariño y respeto de todos los colimenses a la institución. Asimismo, en aquel discurso breve pero muy sugerente, el gobernador Nacho Peralta reconoció que el desarrollo de Colima estaba estrechamente ligado a las contribuciones realizadas por la Universidad de Colima a la sociedad y que, por eso, esperaba que la alianza estratégica que se había establecido entre la universidad y su gobierno durara por muchos años más, para beneficio de la sociedad. Este reconocimiento y agradecimiento del gobernador Nacho Peralta a la Universidad de Colima hace unos escasos meses atrás hacen imposible pensar que el reclamo por el adeudo del gobierno del Estado a la institución realizado ayer por el rector Christian Torres Ortiz no tendrá una inmediata respuesta positiva, lo anterior toda vez que, como lo dijo el propio gobernador Nacho Peralta, la Universidad de Colima es una pieza clave y fundamental para el desarrollo de nuestro Estado, y hoy más que nunca necesitamos un estado que impulse su desarrollo y, con ello, el bienestar de los colimenses. Si ya de por sí me ha sorprendido mucho que el rector haya tenido que verse obligado a exigirle públicamente al gobernador Nacho Peralta el pago del adeudo, teniendo en cuenta que esto no le debería estar sucediendo ni a ésta ni a ninguna otra institución educativa de tal envergadura, me sorprendería aún más que el Ejecutivo estatal hiciera caso omiso a este reclamo enérgico, sí, pero también respetuoso, legítimo y, obviamente, inaplazable. Si queremos que la Universidad de Colima siga siendo un bastión para el desarrollo de nuestra entidad (como lo ha reconocido el gobernador Nacho Peralta y como así lo advirtió la gobernadora electa Indira Vizcaíno) no se le debe poner, de verdad, en el vergonzoso predicamento de tener casi que mendigar lo que por ley le corresponde, porque no sólo se trata de las más de 4 mil familias que se verán afectadas con esta falta de partidas presupuestales, sino los más de 700mil habitantes que se ven beneficiados, como bien lo dijo el gobernador, con las aportaciones de nuestra institución. Esperemos, pues, que el gobernador Nacho Peralta ofrezca una respuesta pronta y contundente a esta exigencia universitaria.

Escribe un comentario en este artículo

Comentarios